“Muchas cosas pueden cambiar en 20 años, incluyendo el hecho de que durante este mismo período la experiencia de los empleados sobre el lugar de trabajo ha pasado a ser la prioridad más importante de los líderes de negocios”. Bajo esta premisa comienza Great Place to Work su reporte 2017 sobre las “Tres predicciones sobre la cultura en el lugar de trabajo del futuro”.

Basado en su lista anual de las 100 mejores empresas para trabajar que lleva desarrollando durante 20 años, la empresa de consultoría internacional hizo 3 proyecciones sobre los aspectos que definirán la cultura del lugar de trabajo en el futuro.

Las 3 proyecciones de Great Place to Work

  1. Un lugar de trabajo más justo para todos los empleados: “La justicia es un área donde hemos visto un tremendo impulso a lo largo de los años. Entre las personas trabajando en nuestra primera lista de las 100 mejores compañías en 1998, sólo un 56% decía que los ascensos iban para aquellos que más lo merecían, comparado con un promedio de 75% de las compañías ganadoras en 2017. Hay una tendencia similar a través de muchas de las áreas que evalúan la percepción de justicia, sugiriendo que los empleados van a seguir buscando lugares más equitativos para construir sus carreras”, se lee en el informe.
  2. Mayor enfoque en el desarrollo de todos los empleados: “Durante los últimos 20 años —continúa el estudio— las mejores compañías se han destacado de manera consistente por sus esfuerzos para ayudar a sus empleados a alcanzar su máximo potencial. Esta tendencia sigue dándose hoy. Por ejemplo, una compañía promedio en la lista de 1998 le ofrecía a sus empleados aproximadamente 35 horas al año de entrenamiento y desarrollo. Ese número ha crecido a más de 58 horas por empleados hora, y 65 horas para empleados con contrato – un 76% de aumento desde la primera lista elaborada por Great Place to Work”.
  3. Un sentido más profundo de propósito para todos los empleados: “Conectar a los empleados a un sentimiento más profundo de propósito y sentido en el trabajo fue un foco clave entre las 100 mejores empresas este año. Mientras fomentar un sentido de propósito en el trabajo ha sido siempre crucial para una cultura en el lugar de trabajo fuerte, esta es un área donde los líderes están poniendo focos renovados. Además, estudios muestran que los empleados también (y los millenials en particular) están poniendo una mayor importancia a tener un sentido de propósito en el trabajo”.

El Jefe de Innovación de Great Place to Work, Tony Bond, dice que “ofrecer una excepcional experiencia en el lugar de trabajo a cada empleado hoy importa más que nunca”. Agrega además que “el cambio que se vive hoy hacia la economía del conocimiento (y ahora a la economía humana) junto con el alza de los millenials como la cohorte más grande de trabajadores estadounidenses, lleva a que ofrecer un lugar de trabajo personalmente satisfactorio donde todos los empleados pueden alcanzar su completo potencial ya no es más algo opcional”.

Hay algunos datos, de distintos estudios, que vienen además a reforzar estas miradas:

  • En una encuesta reciente hecha por PwC a CEOs de distintas empresas, el 41% dijeron que “la cultura del lugar de trabajo es el aspecto de su estrategia de talento que tendría el mayor impacto en atraer y retener a la gente necesaria para permanecer competitivos”.
  • Cerca de 7 de cada 10 ejecutivos en una encuesta reciente de Deloitte acerca del futuro del lugar de trabajo, dijeron que la cultura de la compañía va a ser crítica para lograr la misión organizacional. Por el contrario, sólo un 14% dijeron que la cultura tiene poco o ningún impacto.
  • En un reciente estudio, el Conference Board descubrió que construir una cultura abierta e inclusiva que permita que los talentos prosperen, es una de las principales preocupaciones de los CEOs a nivel mundial.

Puedes revisar el informe completo de Great Place to Work aquí.