Si algo ha quedado claro en estos meses es que una de las características de la pandemia es la incertidumbre.

El mundo ha tenido que sortear esta tormenta navegando entre dos grandes monstruos: la crisis sanitaria y la recesión económica.

“En estos momentos de incerteza es cuando la sociedad más exige”, apuntó Nicolás Monckeberg, embajador de Chile en Argentina.

Monckeberg fue el encargado de abrir nuestro primer encuentro de la Serie Internacional, denominado Lo Que Viene Después: 3 ministros, 3 miradas, 3 conversaciones para un nuevo desarrollo de la región.

Este espacio de conversación, transmitido vía streaming a través de ICARE TV, tuvo como propósito analizar los desafíos pospandemia de Latinoamérica desde un punto de vista económico, social y empresarial.

En esta ocasión nuestro panel estuvo integrado por tres ex ministros de Hacienda de la región:

Alfonso Prat-Gay, ministro de Hacienda y Finanzas Pública de Argentina entre 2015 y 2016.

Andrés Velasco, ministro de Hacienda de Chile entre 2006 y 2010.

Claudia Cooper, ministra de Economía y Finanzas de Perú entre 2017 y 2018.

“No son pocos los que creen que a partir de esta pandemia realmente vamos a iniciar el siglo XXI. Lo más importante en esto es iniciarlo por el camino correcto“, puntualizó Monckeberg.

Cuatro claves para apalancar la recuperación económica en la región

El primer bloque, dedicado a los desafíos económicos, estuvo moderado por Vivianne Blanlot, vicepresidenta de ICARE.

Durante este espacio se abordaron varios aspectos necesarios en la recuperación de la región con miras a largo plazo.

En ese sentido, Prat-Gay señaló que, con la caída económica que se espera de la región, “vamos a terminar entre un 16 y 28% por debajo de posibles tendencias de crecimiento que traíamos en el último tiempo”.

Para el economista argentino “las palancas para una recuperación económica y social” de Latinoamérica se resumen en cuatro puntos:

1 – Restablecer la confianza macroeconómica, institucional y distribuir equitativamente la carga de este shock que sufren nuestras sociedades.

2 – Asistencia financiera a las pymes.

3 – Un acuerdo político y social que establezca una nueva estrategia de desarrollo.

4 – La posibilidad de acuerdos comerciales regionales.

Una región menos desigual, pero con “muchos desafíos en materia social”

Elena Conterno, presidenta de IPAE Asociación Empresarial fue la encargada de moderar el espacio dedicado a los desafíos sociales.

En relación a ese tema, Velasco resaltó que no todo es negativo y “algún avance hemos tenido”.

Destacó que mientras varios países se hicieron más desiguales en los últimos 25 años, en Latinoamérica pasó lo contrario.

Sin embargo, añadió que los desafíos en materia social que tenemos en América Latina “son muchos”.

Básicamente, el economista chileno se centró en dos problemas: las bajas tasas de empleabilidad y la mala organización de nuestras ciudades en materia de desplazamiento y transporte público.

“Estas dos ideas se vienen discutiendo desde siempre y quizá en esta coyuntura pos COVID haya un espacio único para abordarlas y avanzar decididamente en esas dos direcciones”, aseveró.

El reto empresarial visto desde la productividad

El tercer y último bloque, moderado por Claudio Muñoz, presidente de ICARE, fue el de los desafíos empresariales.

En ese marco, Cooper expresó que los conflictos sociales previos a la pandemia “denotaban que necesitábamos mejorar la relación entre el sector empresarial grande y la población“.

Por otro lado, explicó que las empresas de nuestra región deben “empezar a mejorar el tema de la productividad”.

La economista peruana puntualizó que las empresas chicas, grandes y medianas “son el principal factor de creación de riqueza“.

“No hay trabajadores sin empresas y no hay buenos trabajos en malas empresas“, enfatizó.